Seguidores

8.8.13

And when we get home I know we won't be home at all ♫

28 julio 2004
"Hoy estoy triste y es porque estamos buscando una casa que tenga: habitaciones más grandes, 2 baños,
Algo para cumplir: no me voy a ir de esta casa aunque me obliguen.
Pero una cosita: yo antes quería una casa nueva porque quería un lugar distinto pero ahora no."
08 agosto 2013
Por suerte ese año no nos tocó mudarnos, terminamos el quincho al fondo del patio y todo volvió a la normalidad, porque la casa "había quedado más bonita".
Pero 9 años después, es decir, el año en que estoy escribiendo esto, mis papás decidieron volver a poner la casa en venta, esta vez por problemas económicos del país (con el dólar y esas cosas) y por la imposibilidad de poder pagar la parte que le toca a mi papá de la pizzería que le compró a su primo (el cual está comprando junto a una prima).
Las constantes visitas de extraños que vienen a ver la casa, el sentir invadido mi espacio personal, es decir, mi habitación y el aguantar a personas que te tratan como a una nena, no son cosas que me agradan. Las odio. Desearía no tener que pasar por esto.
Al final, hoy vino una familia a darle un último vistazo a la casa, mi hogar, porque se ve que al final van a decidir comprarla. Eso significa tener que mudarnos dentro de quién sabe cuántos días e irnos a un lugar que queda 'a la loma del culo' lejos de lo donde estoy acostumbrada a vivir. No nos vamos a ir a otra ciudad, pero sí nos vamos a mudar al otro lado de la que vivimos. Río cuarto no es tan grande, yo la considero un pueblo-ciudad, pero lo mismo detesto tener que irnos tan lejos, y encima a un Country en lento crecimiento, donde hay gente que no me agrada (gente 'de plata') y donde no pasa ni un alma, puesto que hay apenas unas casitas en un terreno enorme. 
No sé cómo explicar este sentimiento y pensamiento que tengo, si vuelvo a leer lo que escribí me doy cuenta que queda un poco mal, pero bueno, no sé de qué otra forma explicarlo. Por decirlo en pocas palabras: No me agrada la idea de irme a vivir a ese lugar.
En fin, dejando de lado el hecho de que me voy a ir a un lugar que no me gusta, me estresa y me pone mal saber que voy a tener que dejar mi hogar dentro de poco, y encima mi habitación, que es el único lugar en el que me siento cómoda y donde de verdad puedo ser yo misma. No puedo soportar la idea de que voy a tener que dejar mi lugar en el mundo, el lugar donde crecí y descubrí un montón de cosas.
"Last hope" y laputamadre. Lloro.
Ya no quiero más cambios en mi vida, no de este tipo. No estoy preparada. Pero no tengo más opción, va a ocurrir de una forma u otra y me pone peor saber que no puedo controlar esta situación, que este gran cambio me va a hacer muy mal.
Espero poder encontrar pronto el lado bueno de esta situación. Porque un nuevo comienzo está por venir.
Tal vez exagero, pero tienen que entender que no me gustan los grandes cambios, no me gusta perder algo que significa mucho para mí. Y mi diario de hace años demuestra que esto siempre fue así.

5 comentarios:

Kristalle dijo...

aveces hay que cambiar:(

Magu dijo...

Los cambios son algo que durante toda nuestra vida vamos tener que ir sobrepasando. Algunos van a ser mas grandes que otros. A nadie le gustan los cambios, a mi por lo menos no.
Pero todo pasa y pronto todo va a pasar. Y te vas a preocupar por otras cosas y otros cambios.

Besos :)

Gélida dijo...

Son feos los cambios, más abandonar un lugar en el que naciste, te criaste, etc. Pero los cambios a veces son para mejor, no importa cuanto miedo le teníamos al principio. Suerte con eso, un beso :)

Caami *,* dijo...

Oh, que triste... No sé qué se sentirá cambiarse de casa, llevo 16 años viviendo en la misma o: pero ser ser muy triste, dejar tu lugar, tu espacio, tu hogar. Lo más seguro es que te cueste acostumbrarte a la nueva casa, pero ya de a poco te irás acomodando *o*.
Un abrazo enorme, cuídate mucho, muchísimo ánimo y ya quiero saber cómo vas :). Besos!

L . Avellaneda dijo...

¡Pilas,pilas, Juli! ¡No sabés cómo lamento todo este asunto de la mudanza! ¡Sé que no todos los cambios a veces nos caen bien, pero tampoco hay que condenarse por ello!

Disfrutá todo lo que tenés. El aquí y el ahora. Hacelo como la mejor huella que podés dejar en tu lugar... ¡Besote!

Visitantes recientes

Visitas:

Páginas vistas en total